FLECHAS ARRIBA Y ABAJO-07.png
MARca por Nicolás Sáez
 

El megasismo que sacudió a nuestro país el 27 de febrero del 2010 ha dejado una marca imborrable en nuestra memoria. Con mayor o menor consciencia nos enfrentamos a una de aquellas experiencias terroríficamente nuevas que nos hicieron cuestionar nuestras prioridades de vida recordándonos violentamente de los riesgos de vivir en donde siempre hemos habitado. Es así que particularmente en el borde costero, la salida del mar es la causante de los sucesos más destructores para sus moradores que el mismo terremoto. El maremoto provocó las mayores pérdidas humanas y materiales de dicho fatal evento, dejando a su paso una indescriptible huella de destrucción, dolor e incertidumbre de lo que vendrá.
 

Entrar en aquellas habitaciones privadas o pequeños espacios comerciales que lograron mantenerse en pie sin sucumbir por la violencia del mar, a diez o veinte días luego del suceso, es entrar al silencio que queda luego de la catástrofe, al percibir con el cuerpo físico aquel espacio alterado y mutilado.
 

MARca es una serie de fotografías que intentan por un lado documentar la catástrofe de algunos sectores costeros de la octava región, pero sobretodo es un trabajo fotográfico de urgencia en el que se deseó perpetuar la apariencia de aquellos espacios marcados por el mar. Fotografiar la intimidad de estos espacios violados, entrar en la privacidad de habitaciones dramáticamente abandonadas, experimentar esa interioridad, es sino un acto de consciente intromisión que sustrae la visualidad de lo ocurrido en silencio y por breves segundos.

FLECHAS ARRIBA Y ABAJO-08.png